15 agosto, 2017

Desde el año 2006, la UPN no otorgaba un título de tal importancia. Se concede esta vez a Jaime Garzón “por su ejercicio como pedagogo y sus valiosas contribuciones a la construcción de paz”

 

 

El Consejo Superior Universitario de la Universidad Pedagógica Nacional (UPN) autorizó al rector para conceder el grado póstumo como Doctor en Educación al inolvidable Jaime Garzón Forero, quien fuera asesinado hace 18 años en Bogotá por causa de su ejercicio periodístico y su aguda crítica social y política.

 

El acto se llevará a cabo el próximo jueves 17 de agosto, a las 5:00 de la tarde, en al auditorio multipropósito del campus de la UPN en la calle 72 de la capital de la República. Su hermana, Marisol Garzón Forero, encabezará un conversatorio previo a la ceremonia oficial de entrega del grado póstumo, donde abordará su contribución como pedagogo. En el diálogo también tomarán parte el caricaturista Vladdo (Vladimir Flórez), Eduardo Arias (quien fuera libretista de Zoociedad y el noticiero Quac) y Fernando González Santos, coeditor de la serie “Lea p’a que hablemos” y profesor de la UPN.

 

 

Jaime Garzón, el pedagogo

 

El rector de la UPN, profesor Adolfo León Atehortúa Cruz, indicó que la universidad a su cargo decidió otorgar este título honorífico en razón a la trayectoria como pedagogo de Jaime Garzón y al hecho de que es exalumno de ese centro docente. “No cabe duda de que Jaime Garzón fue una estrella en el firmamento de la inteligencia y la reflexión en Colombia sobre el devenir de una sociedad marcada por la violencia, el estigma, la muerte y le desesperanza. Tuvo la habilidad de combinar la diversidad con la consecuencia, el rigor con la exploración permanente, la alegría con la profundidad, la sátira y el humor con la búsqueda de alternativas. Con sus acciones y valores nos indicó un camino cierto para alcanzar paz”, expresó el directivo universitario.

 

La carrera de formación pedagógica de Garzón inició en 1975 en la Escuela Normal de la Paz y recibió el premio como mejor normalista de su cohorte, otorgado por la Escuela Normal de la Universidad Libre en 1977. Posteriormente estudió Física en la Universidad Pedagógica Nacional y en 1999 la Universidad Nacional de Colombia le otorgó el título póstumo de abogado, luego de su trágico asesinato el 13 de agosto de ese mismo año.

 

Jaime Garzón realizó sus prácticas pedagógicas en una escuela del Distrito y continuó haciéndolo hasta el día de su muerte. Sus palabras y su risa, su puesta en escena, su lucha en favor de las víctimas del conflicto, su pensamiento agudo, su crítica sin tapujos, su sensibilidad frente a los problemas del país, su identidad con los sectores populares, su arte de visionario, rebelde y tolerante, hacen de Jaime Garzón un educador y un perpetuo formador en la paz y los derechos humanos.

 

El Acuerdo del Consejo Superior Universitario de la UPN manifiesta que Jaime Garzón “es un ejemplo para anteriores y nuevas generaciones, y su memoria sigue interrogándonos por aquello que somos y seremos en este preciso momento que vive Colombia. En el ámbito académico, Jaime Garzón puso en cuestión, por igual, las tendencias radicales de izquierda y de derecha, subrayando siempre la importancia de rescatar el diálogo, la discusión y la lucha de ideas, por encima de la violencia”, señala el documento.

 

Durante el acto de entrega del Doctorado póstumo en Educación se presentará el tercer volumen de la serie “Lea p’a que hablemos”, libros que recogen el pensamiento y el legado de Garzón y que convierte en lema una frase que él siempre utilizó cuando asumía una discusión académica o un debate político, invitando siempre a la opinión informada y argumentada.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *